Cómo hacer que el Teletrabajo sea beneficioso para todos

Lo que hace un año irrumpió en las vidas de miles de empleados como algo urgente y necesario debido a la pandemia, hoy se está empezando a consolidar como una alternativa muy eficaz para todos.

Pero como todo, hay que hacerlo bien, pues si no, más que beneficios nos generará problemas.

Todos tenemos claro que el teletrabajo es una opción válida para facilitar la conciliación laboral-familiar-personal, por ejemplo para profesionales liberales y, ahora mismo, para muchas empresas, como una alternativa para continuar con la actividad económica, de una forma más segura.

Trabajar en remoto tiene muchas ventajas, empresariales, sociales, familiares y hasta medioambientales, pero no está exento de puntos débiles, que son los que pueden generar desconfianza y problemas.

Desde el punto de vista de la empresa:

¿está trabajando realmente el empleado? ¿consigo hacer equipo, generar engagement? ¿cómo los motivo? ¿tengo más riesgo de fugas, cómo retengo al empleado?…

Desde la perspectiva del propio empleado:

¿podré organizarme y llegar a mis objetivos? ¿dónde está mi equipo? ¿cómo desconecto? ¿a quién pregunto y cuándo las dudas que tengo?…

Si se definen bien las líneas sobre las que desarrollar el teletrabajo, la relación empresa-empleado no tendría que debilitarse, todo lo contrario, podríamos fortalecerla, independientemente del lugar desde donde cada uno esté trabajando. 

Estos pueden ser algunos consejos que te ayudarán:

1. Informar de las nuevas pautas por las que debe regirse el teletrabajador

Algunas empresas realizan comunicados, otras confeccionan un manual con todo lo necesario, que puede estar adaptado a cada puesto, comunicando el horario que debe cumplir y en qué términos.

Es posible que no todos los empleados deban estar trabajando al mismo tiempo, o se les requiera en horarios concretos durante la jornada. Por ejemplo: un comercial debería estar localizable en horario de apertura, mientras que un programador deberá cumplir con los objetivos marcados, no estando sujeto a un horario rígido, si no lo desea.

Lo importante es que el empleado sepa datos como: si debe estar localizable o activo en un horario concreto. Si puede flexibilizar una parte de su jornada para hacerla compatible con otras obligaciones, como atender a los niños o hacer recados ineludibles.
No es aconsejable estar jugando al gato y al ratón pero dejarlo al azar también nos puede traer problemas.

Los comunicados o manuales también deberán incluir recomendaciones sobre el lugar y las condiciones de trabajo, como la luz, el espacio, ejercicios durante la jornada o consejos para reducir las interrupciones no laborales.

Esta claridad se agradecerá por ambas partes. La empresa ha informado debidamente y el trabajador sabrá que debe atenerse a un horario definido, evitando distracciones y alargamiento de su jornada.

2. Definir objetivos y realizar seguimiento periódico

Es importante dejar claros los objetivos, el plazo y hacer revisiones al menos semanales por parte del responsable de área o del proyecto.
Dejar las cosas al azar y que cada uno interprete la prioridad no es buena idea. Tener un equipo al que consultar, no trabajar solos. Y si las cosas se tuercen, buscar una solución juntos.

3. Crear sensación de pertenencia, fomentar espíritu de equipo

 Este es un error muy común. Trabajar en la distancia, no significa hacerlo en la más completa soledad.

Por eso muchas empresas se plantean desde montar retos deportivos conjuntos, sesiones de fitness on line, semanas de la salud, escapes rooms on line, montar programas de beneficios y reconocimientos, hasta crear una cafetería virtual.

El objetivo es crear una sensación de acompañamiento con todas estas ideas además de  con videoconferencias, aunque sean de 5 minutos al día y por supuesto crear suficientes espacios de colaboración conjuntos.

 4. Evitar el Síndrome de Burnout

También llamado síndrome del desgaste profesional o trabajador quemado. Se trata de estrés laboral causado por una mala planificación del trabajo.

Puede ser provocado por la situación en casa si trabaja con niños pequeños, si está sometido a continuas interrupciones que le impiden concentrarse en sus tareas y que acabarán alargando la jornada, haciéndola interminable día tras día.

Quizás pueda ser un mal reparto de tareas, tiene más de las que puede asumir, o carece de conocimientos para sacarlas adelante sin ayuda o asistencia permanentes.

Incluso puede ser que no cuente con un ordenador funcional. Si la máquina va demasiado lenta, ya todos conocemos ese sentimiento de desesperación que en nada ayuda.

Una mezcla de las causas anteriores, día tras día, acabará con un trabajador quemado, muy poco productivo, para él y para la empresa.

5. La tecnología y la comunicación no pueden fallar

Es primordial que no falle lo más mínimo porque la tecnología es la que nos va a permitir trabajar a distancia. Y si teletrabajamos la comunicación debe ser permanente y eficaz.

La empresa debe preocuparse de que cada empleado cuente con las herramientas necesarias para hacer su trabajo y que sabe hacer uso de ellas: disponer de un ordenador y conexión a internet, el teléfono, chat, videoconferencia, el correo, los gestores de tareas, documentos o de calendarios, las plataformas de trabajo colaborativo,….

Desde PREMIUM BENEFITS, estamos convencidos que una buena planificación del Teletrabajo beneficiará a todos: empresas y empleados y por ello ayudamos a muchas empresas en una de las tareas más difíciles de lidiar: que el empleado se sienta motivado con su trabajo y su empresa y que el engagement no sólo no se debilite sino que aumente.

6. Hay que tener una mínima presencia física

Hay que marcar unas pautas de asistencia a la oficina: de forma semanal, quincenal ó mensual, pero hay que ir. No se puede perder la perspectiva de cual es nuestra empresa y quienes son nuestros compañeros. 

Cada empresa, cada equipo ó cada empleado tendrá una periodicidad distinta: en unos casos será bueno que vayan un día a la semana, y en otros 1 al mes.

Pero cuidado!!! ese día, no debe de ser el día de la evaluación, de los reproches, todo lo contrario, debe de ser un día agradable, de comunicación y motivación.

Desde PREMIUM BENEFITS, estamos convencidos que una buena planificación del Teletrabajo beneficiará a todos: empresas y empleados y por ello ayudamos a muchas empresas en una de las tareas más difíciles de lidiar: que el empleado se sienta motivado con su trabajo y su empresa y que el engagement no sólo no se debilite sino que aumente.

Diseñamos Programas de Bienestar Físico y Mental, Programas de Retos, Escapes Rooms, Programas de Conciliación, Programas de Reconocimiento, a la vez que le damos al empleado un Bienestar financiero con nuestro Programa de Ahorro y Adelanto de Nómina, entre otros servicios siempre diseñados a medida, que seguro harán de tu empresa un lugar ideal en donde poder teletrabajar.

Más información en: info@premiumbenefits.es

Escrito por: Natalia Pérez – Directora General HR & Comunicación

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

HORARIOS DE OFICINA

Lunes a Jueves
9:00 – 14:00
15:00 – 18:00

Viernes
9:00 – 15:00

© 2020 Premium Benefits. Todos los derechos reservados.